Lisboa

Lisboa
2001

BLOG DE FRECUENCIA ERRÁTICA, QUE APARECE TARDE, MAL Y NUNCA.

















viernes, 10 de agosto de 2007


SAN JOSÉ DE LA MARIQUINA.

Mi destinación en Máfil incluía atenciones en el Hospital Santa Elisa de San José de Mariquina, puesto que mi posta dependía del consultorio de esta última localidad. Me pasaba a buscar la ambulancia todas las mañanas, viajaba los dieciocho kilómetros de ripio, me hacía cargo de los pacientes de pediatría, y luego al mediodía estaba almorzando en casa, de regreso. Entonces, durante la tarde atendía en la posta un kilométrico poli de pacientes de todas las edades.




El Hospital Santa Elisa, en primer plano, era un anexo del Sanatorio Santa Elisa, manejado por unas monjas alemanas de la Congregación de la Santa Cruz. El edificio más antiguo del fondo es el sanatorio, y en él las monjas hacían tratamientos naturales en base a hierbas, baños de barro y otros. Se hicieron famosas cuando manifestaron ser capaces de eliminar cálculos de la vesícula en las deposiciones. Este procedimiento "se desinfló" cuando estos cálculos se analizaron en los laboratorios de la Universidad Católica, probando no ser más que coprolitos (caquita petrificada).


Sor Amadea estaba a cargo de los pacientes hospitalizados, en su calidad de enfermera y monja.

Otra monja que trabajaba allí era Sor Agustina.
Este hospital tenía convenio con el Servicio Nacional de Salud para la atención de los beneficiarios de las comunas de San José de la Mariquina y Máfil.


Y este edificio, que se aprecia en foto enmarcada por uno de los orificios de las barandas del puente sobre el Río Cruces, por el que se accede a San José de la Mariquina, corresponde al Seminario San Fidel.

El Seminario queda frente al hospital. Esa antigua construcción bajo el arcoiris, captado desde una ventana del hospital, fue completamente devastado por un incendio, me parece que en la década de 1980. Fue una noticia dolorosa.

Cuando estaba conociendo el Hospital en que trabajaría, le pregunté a Sor Amadea si tenían banco de sangre. Sonrió maliciosamente y, señalando el seminario, me dijo "ahí". Y claro, tenían clasificados a todos los seminaristas, los que eran llamados a "donar" sangre en caso necesario.
En cierta oportunidad en que fui invitado a una ceremonia en que se presentaba el coro de los seminaristas, quedé especialmente maravillado por la voz de uno de sus integrantes. Después me dijeron que había sido la primera voz de Los Lazos, conjunto de Coyhaique que en algún año anterior había ganado el Festival Folclórico en la Patagonia, que aún se efectúa en Punta Arenas. No sé si el hombre ahora es sacerdote.


Ahora vamos a salir un poco al campo a tomar fotos, porque "¿dónde irá el buey que no are?"


Niño campesino.


Familia campesina de San José de la Mariquina.
.
Fotos 1976 - 1978

19 comentarios:

El Guanaco Volador dijo...

Sensacional entrada Matías.

Sureando dijo...

Sí, sensacional. El niño campesino tendrá cerca de los 40 ¿seguirá viviendo en la zona? Te imaginas que pudiera reconocerse.
Matías, tú desde siempre buscando la foto artística y el mejor ángulo, el marco del puente es muy original.
Parece que va en serio el encuentro para octubre del 2008.
Gracias por el 7 en mi blog, pero todo el mérito es de el milodón y de Benavente.

Danka dijo...

¡Que lindos recuerdos Matías!.Tus fotos son estupendas y me entretengo leyendo tus historias, solo una duda ¿vives en Magallanes o eres magallanico?.Por ultimo una anécdota sobre los magallanicos que no se reconocen como patagones. A ellos les dicen "los chumangos".Unos dicen que es por un ave que migra cada año de la zona, pero otros cuentan que en las grandes estancias el protocolo era bien estricto y que los peones no podían hablar con los administradores y cuando lo lograban volvían y les contaban a sus compañeros lo siguiente¡el gringo me chumangueo y no me quiso escuchar!. Lo que pasaba era que el "gringo" les decía "you mann go", que es casi lo mismo que chumango. Esto me lo contaron en Punta Arenas hace muuuuuchos años atrás. Un abrazo y una pregunta ¿cómo va el embarazo?.

Sureando dijo...

Matías. ¡Estás de cumpleaños hoy!!!!! y esperando un hijo, nada menos. FELICIDADES

paola dijo...

anotado! hay que puro ir a san josé de mariquina y me acordaré de cuando matías estaba trabajando y viviendo ahí! y estás de cumpleaños??? ¡felicitaciones! (hoy estuve celebrando a uno de mis hermanos también...) qué buen año que se viene, eh? un beso grande

paola dijo...

matías, te dejé un regalo en mi blog adocquinesis!

ana dijo...

Matías,querido primo, como siempre me sorprendes con tus fotografías, están muy hermosas. Me gustó mucho la del buey.
Por cierto, veo que tus dotes poéticas vienen desde muy niño...
Un abrazo grande y nuevamente mis parabienes por ese hijo que viene en camino
Anita

ana dijo...

Primo querido, Se borró mi mensaje. Sölo para reiterarte lo magnífico de tus fotos. Me encantó la del buey.
También me sorprenden tus poemas de los 60'
Nuevamente mis parabienes por ese hijo que viene en camino.
Un abrazo a ambos
Anita

ana dijo...

Perdón por la reiteración.
Matías: no dejes nunca de alimentar este espacio maravilloso!

Pamela dijo...

Qerido Matías: Un muy feliz cumpleaños antes que nada, un cacho atrasado, por que estoy con "licencia médica" (contractura cervo no sé qué...)

Demasiados recuerdos a la vez: Las monjitas del Sanatorio Santa Elisa no curarían los cálculos, pero sí que curaban el alma de quien se acercaba a sus cuidados. Mi abuelita alemana nunca supo decir pronunciar bien tan complicado nombre, para ella fue siempre San José de la Maquinaria. Tus fotos son un bálsamo, qué bueno que las has podido conservar.

Bueno, veo que se viene la reunión primaveral el 2008. ¿En qué topa el cuchillo?

MNB dijo...

Hola Matías:
¡Qué linda la historia y las fotos!
Recién supe que estuviste de cumpleaños. ¡Felicitaciones!
También era el de uno de mis 10 hermanos, igual que uno de la Paola.
¡Qué de fechas hay en agosto: el 2 aniversario de mi papá; el 11,cumpleaños de un hermano, el 15; el mío, el 28; mi mamá y el 30, el de mis hermanos mellizos, los menores. Y tantos amigos que nacieron en agosto.
Te cuento que mi familia quiere más anécdotas de mi papá. Si te acuerdas de otra, ojalá nos las cuentes.
Un fuerte abrazo.

Matvi. dijo...

Gracias Guanaco y Beatriz. Y Beatriz, el mérito también es tuyo por descubrir y combinar lo bueno. Muchas gracias por el saludo de cumpleaños.

Danka: vivo en Magallanes y soy magallánico, pero nací en Santiago. El origen del "chumango" me parece más cercano a lo del pájaro ¿chimango? Hay versiones que dicen que dicha ave tendría las patas rojas, y los trabajadores del norte venían sólo con sus ojotas, y también se les ponían las patas rojas con el frío. Se les llamó "chimangos", y por rebote, quedaron los magallánicos como "chumangos". El embarazo muy bien, muchas gracias.

Paola: muchas gracias por el saludo y el regalo, que ya lo vi y lo doy por recibido. ¡Sensacional!

Prima Ana María, gracias por tus saludos y lindas palabras. ¿Qué quieres? Somos una familia de artistas.

Pamela, tu abuelita es encantadora, me ha hecho reir de buena gana. ¡San José de la Maquinaria! ¿Vive? Gracias por el saludo, y que te mejores.

Matvi. dijo...

¡Hola María de las Nieves! Parece que estábamos conectados al unísono. Gracias por el saludo. La verdad es que no me acuerdo de anécdotas en particular, pero era característica su manera de intervenir en las reuniones clínicas. Cuando por desgracia fallecía un paciente, en la reunión anátomo-patológica se discutía el caso a la luz de la ficha clínica, exámenes, etc., postulándose todo tipo de hipotesis de por qué se había muerto el cristiano, y como el profe Barahona había hecho la autopsia, daba el "veredicto" al final de la reunión. Recuerdo una en que todos los "vacas sagradas" (con todo respeto) de la facultad, ante un caso especialmente complejo, se pasearon por los diagnósticos más difíciles y rebuscados, mentando síndromes y enfermadades que los alumnos jamás habíamos escuchado. Al final, Don Roberto, que se había mantenido impavido durante una hora, se puso de pie, inspiró profundo por la nariz, y dijo con voz gruesa: ¡Apendicitis! Y se retiró. Los grandes maestros de la medicina quedaron ¡plop!

MNB dijo...

JA JA JA. ¿Qué tipico de mi padre esa respirada profunda por la nariz.
Gracias. Cuando tengas tiempo te voy a pedir que la escribas en mi blog.
Cariños.

Danka dijo...

Matvi: feliz cumpleaños atrasado y perdona lo despistada, dices clarito en tu perfil que naciste en Santiago, por lo tanto eres un magallanico vyq (venido y quedado)Lo del chimango no es invento mío, me lo comentaron allá en Punta Arenas hace como veinte años.Un abrazo.

Carolina Salinas dijo...

Muchos años viví cerca de San José. Muy lindas las fotos... me acuerdo de mi infancia campesina :)

Pamela dijo...

QUerido Matías: Aquí ando, mejor del brazo. Era para contarte nada más que mi abuelita, si viviera tendría como 120 años!! no somos longevos

Anónimo dijo...

desde san jose nostal
gico Extraordinaria su pagina ;
soy funcionaria del Hospital Santa Elisa .
Me emociona saber que aun se recuerde de este pueblo; ver las fotografia de nuestras monjitas de aquella epoca. le saludo a la distancia

Matvi. dijo...

Gracias por el saludo desde el Hospital Santa Elisa. Hace poco estruvieron por acá Digna Heise y Cecuilia Ferreira. Pasamos unos gratísimos momentos con los recuerdos.
Cariñosos saludos a las monjitas de aquellos tiempos.

HAZ CLIC SOBRE LAS IMÁGENES PARA AGRANDARLAS.